Venezuela: Iglesia en salida desde la acción solidaria

29
Jul
2020

Caracas.- Constantemente, el Papa Francisco hace referencia a la “Iglesia en salida”, que debe comportarse como un “hospital de campaña” de la misericordia, en tiempos de dificultad, sobre todo la espiritual. La Iglesia en Venezuela ha asumido el compromiso de ser esta Iglesia en salida, atendiendo a los vulnerables desde distintos aspectos del ser humano, en tiempos de crisis como los que se viven hoy, afianzados a causa de la pandemia.

Espiritualidad en tiempos de pandemia

Desde la difícil decisión de cerrar los templos a fin de prevenir la difusión del COVID-19 entre la feligresía, la Iglesia ha encontrado en los medios de comunicación y las redes sociales el apoyo para continuar compartiendo el mensaje del Evangelio y fortalecer la vida espiritual de los creyentes, en medio de las difíciles circunstancias.
Las Eucaristías que celebran los sacerdotes a puerta cerrada, se transmiten a través de plataformas digitales y medios de comunicación tradicionales en todo el país, permitiendo a los fieles acudir virtualmente a la Santa Misa y permanecer en comunión espiritual como una sola Iglesia.

Atención Social a los más vulnerables

Como verdadera “Caricia de la Iglesia”, la Pastoral Social Cáritas de Venezuela, comprometida con los desfavorecidos, ha intensificado sus campañas sociales para continuar asistiendo a los que más sufren la crítica situación ante la escasez de alimentos y medicamentos, entre otras necesidades fundamentales. Entre ellas, la Campaña Compartir 2020 cuyo tema central fue “Agua para todos” con la que se distribuyeron alrededor de 1000 filtros potabilizadores de agua y la campaña “Un gesto de solidaridad”, en la que todas las arquidiócesis, diócesis y vicariatos apostólicos del país, a través de sus Cáritas, hicieron llegar kits alimenticios para las familias más desfavorecidas, resultando en alrededor de 800 núcleos familiares beneficiados por jurisdicción eclesiástica.

«Un gesto de solidaridad» fue una actividad en la que se entregaron alrededor de 20 mil kilos de alimentos, o como lo expresa Cáritas de Venezuela «20 toneladas de amor, 20 toneladas de solidaridad»,  una iniciativa promovida en medio de las acciones propias que desarrolla la gestión nacional de Cáritas a través de sus diócesis y parroquias, apoyada en organizaciones internacionales que prestan su colaboración ante la compleja situación que atraviesa Venezuela. Cáritas proyecta crear un hito en el tema alimentario, a manera de exhortar a otros entes y sociedad civil que desee sumarse a la misión en la que “juntos podemos alimentar y asistir a más necesitados”.

A su vez, las Cáritas de las diferentes instancias arqui/diocesanas y vicariales, así como las parroquiales, realizaron sus propias iniciativas con la colaboración de fieles y voluntarios, sumándose para brindar kits de higiene y de alimentos a las comunidades con mayor necesidad. De igual forma, las Ollas solidarias no se detuvieron a causa de la pandemia; adaptándose a la realidad actual, los voluntarios de las diversas Cáritas del país, cumpliendo medidas preventivas, continuaron realizando almuerzos para los desfavorecidos.

Salud y bienestar: Una prioridad en tiempos de pandemia

Por otra parte, las farmacias de las Cáritas en todo el país, adaptaron su sistema al distanciamiento social, de forma tal que quienes necesiten algún tipo de medicamento pudieran contactar a la farmacia por vía telefónica y confirmar si había disponibilidad del mismo, para luego hacerlo llegar a las personas sin dejar de aplicar las normas sanitarias pertinentes. Cáritas de Venezuela, apoyada en los especialistas de medicina que forman parte de su red de voluntarios, también ha realizado campañas en redes sociales para generar conciencia sobre la gravedad del coronavirus COVID-19 y las medidas preventivas a aplicar para evitar su propagación.

Recientemente, la Pastoral Social Cáritas de Venezuela, ha iniciado una campaña de recaudación de fondos para la compra de implementos y equipos de protección médica al personal de salud, ante el gran reto al que se enfrentan los médicos, enfermeras y todos quienes se encuentran en la primera línea frente a la pandemia, que en el país, se arriesgan diariamente al contagio del virus, al no contar con los recursos y suministros suficientes en bioseguridad. Para colaborar con esta campaña, puede leer más información haciendo clic aquí.

Prensa CEV
29 de julio de 2020

Comentarios